Hamburguesa para cuarentones

Hamburguesa para cuarentones

Hamburguesa para cuarentones

No queda muy bien decir que te has tomado una Big Mac y te has sentido felíz.  Que has disfrutado cada bocado de carne, pepinillo y ketchup rezumante. Que te has comido todas las patatas fritas. Has pasado el dedo por el fondo del envase para recoger toda su alma en forma de grasa y sal y te lo has metido en la boca. Que prefieres la cocacola sin burbujas y el vino con casera (en la foto un Estola nadando el gasesosa del Lidl). Por eso hace unos días preparé una hamburguesa.

Vas a necesitar: 1 filete de hamburguesa, ketchup heinz, mostaza en grano, pasta de pimiento picante, queso gorgonzola, algo verde (lechuga, canónigos, rúcula…), limón, aceite y una rebanada de pan casero.

Vas a tardar: 5 minutos.

Calientas una sartén con un chorrete de aceite de oliva. Según tu gusto la dejarás más o menos pasada. La pones en un plato. Encima del filete, dos trozos generosos de gorgonzola, cucharadita de mostaza, cucharadita de pimiento, chorreón de ketchup. Coges lo verde, lo aliñas -sal, limón, aceite-, lo emplatas.  Lo acompañas con pan-pan casero y un vaso de vino con gaseosa. Se come con cuchillo y tenedor. Mi hija dice que soy un finolis pero luego es ella la que pone música clásica en spotify…

Artículos recomendados

2 comentarios

  1. Eres un finolis, sí. Espero compartir impresiones, cañas y hamburguesas contigo, Doc. Tu comida me tiene enganchado.

    1. Mientras las cañas lleven gaseosa, cuenta con ello Carlos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *