Ed’s es un sitio especial. No se va tanto por la comida como por la ambientación. Es un diner que parece salido de los años cincuenta. Sirven batidos (¡de galletas oreo con baileys!), tartas y hamburguesas. Te puedes sentar en los taburetes circulares de la barra o en las sillas, igualmente perfectas, que hay en las pocas mesas del local.

Ed's

En el mostrador y las mesas hay pequeñas gramolas. Por veinte peniques puedes elegir la canción que quieras escuchar. Todos clásicos del rock’n’roll. Escuchando a Elvis cantar “I can’t help falling in love with you” es muy difícil que no te guste lo que estés comiendo. Tomamos unas patatas con salsa de queso, hamburguesas y refrescos. Estaba todo bueno pero nada sobresalía más allá de la decoración.

La gramola

Un buen sitio para tomar una hamburguesa y hacerse unas fotos.